CAPAMA, DE LA CAJA CHICA A CASA DE CRISTAL Y EL DREAM TEAM


Todo cuanto hay en mi casa les he mostrado. Isaías 39-4


Por JULIO ZENÓN FLORES

EL ERROR que más se ha cometido en los últimos años en CAPAMA cada cambio de administración es partir de que ha sido la caja chica de los ayuntamientos y gobernadores en turno y para ello se ha manejado en total opacidad, pero ninguno ha tomado medidas para transparentar su operación y, por el contrario, quieren "arreglar" las cosas con el sólo cambio del director general.
La opinión pública, de igual manera, se engolosina con el nombramiento del director general y se olvida que los recursos son manejados por el director de Finanzas, mientras que la Dirección Comercial opera en la oscuridad la facturación del servicio, que es la base sobre la cual el organismo puede tener tantos recursos que le sobre hasta para realizar obras, como cuando fue CAPOUISMA o hundirse en la mendicidad cómo ha ocurrido en los últimos años.
Hoy, en que la atención del público está centrada en el nombramiento del director general Leonel Galindo González y su director operativo Sergio Legorreta Soberanis nadie se ha percatado que el tema principal es el tema del dinero.
Por más brillante que sea el director general o el director operativo que se ponga, nada podrá hacer si no tiene dinero para acometer los grandes retos de dar agua al cien por ciento de la población al menos al 80 por ciento, como en la media nacional, y tratar al menos el 70 por ciento de las aguas residuales.
Con el cambio de Mario Pintos, la alcaldesa Adela Román Ocampo está ante la posibilidad de asumir el control total del organismo si arma desde ahora un equipo compacto al frente de CAPAMA que actúe unido en todos los frentes, es decir, en la captación de recursos propios, en el m anejo de esos recursos, en la priorización de los gastos en la operación y en la distribución del vital líquido, con total transparencia, para evitar que todo se vaya por el caño de la corrupción.
En el área comercial se requiere a alguien capaz de innovar y que no se guíe por las acciones de siempre, como han hecho los anteriores que al llegar al cargo como recomendados no saben nada del asunto y se apoyan siempre en la misma persona de dentro, ya viciada y que no conoce más formas de comercializar que las tradicionales que han perdido vigencia.
Veamos:
Hoy se factura alrededor de 59 millones de pesos y sólo se cobra el 50% de este importe mensual, lo cual es insuficiente para hacer frente al gasto corriente que la Capama tiene, ya que solamente de nómina son 20 millones y de luz otros 20 millones de pesos.,
Alguien que sea capaz de partir de que hay agua suficiente para dotar a Acapulco, pero que se tiene el problema de que no se está leyendo correctamente ni se está cobrando correctamente, teniendo al respecto una eficiencia física del 30% de lo que se extrae contra lo que se factura y una eficiencia comercial del 50%, es decir, lo que se factura contra lo que se cobra al mes.
Los indicadores, (mostrados magistralmente por el ingeniero Baldomero Díaz Corbalá, durante muchos años empleado del área técnica y ex subdirector operativo de CAPAMA, ante la comunidad politécnica de la que forma parte) son la manera de saber cómo estamos, si bien o mal y conocerlos nos ayuda a tomar decisiones y saber hacia dónde dirigir la atención.
De ello podemos deducir que el problema primordial de la CAPAMA es que no alcanza el dinero y no alcanza porque hay una mala lectura, y esto a su vez deriva en un mal cobro y a eso hay que sumarle aún los descuentos que se hacen para gestores y políticos.
Los especialistas creen que posiblemente no se necesite ni aumentar la facturación, pese a que seguramente hay más usuarios, porque el problema en sí es que a los usuarios registrados no se les cobra y consideran que para qué se quiere más facturación si no la van a cobrar y eso solamente incrementaría la cartera vencida.
Lo que sí es claro es que con la facturación que existe puede Capama vivir y bien, pero claro que se debe incrementarla pero de manera en que si incrementas un usuario lo cobres, por ejemplo vea el siguiente dato: para CAPAMA hay 7 mil comercios en tooooooodo Acapulco, lo cual evidentemente es un dato irreal, ya que la CFE tiene más de 40 mil comercios registrados y ese dato tiene más de 10 años que no sube.
La Capama tiene 198 mil tomas en total y con ellas se están facturando 59 mdp, si lo cobraran estarían excelente, pero no lo cobran y aun así, es importante revisar la facturación, blindarla ya que puede haber manipuleo ya que lo que si sabemos que hay en la cobranza, son descuentos por ahí y descuentos por acá, que merman el ingreso de la paramunicipal.
Todo esto que mostramos es materia de un buen director comercial, porque solo el director general, si no tiene quien lo ayude en lo comercial, va a ser lo mismo que con Mario Pintos o con el ex director Gerónimo Vargas, o el anterior Javier Chona (aunque éste tenía el agravante de que la obra se la autootorgaba a su propia empresa que tenía en sociedad con un destacado funcionario de CAPASEG), complementándose con un buen director de Finanzas y un buen director de Operación, todo a la vista de la gente en su página de transparencia.
Si la alcaldesa Román Ocampo logra armar ese equipo no necesitará andar pidiendo que le condonen deudas en la CFE ni buscando recursos para pagar los salarios o hacer obras urgentes para dotar de agua a la población, eso será materia de la autonomía relativa que tiene como organismo público descentralizado que es, y podrá dedicar su tiempo a otros temas que la reclaman con angustiosa urgencia como es la seguridad pública y el desarrollo urbano, que ya no aguantan como están. (www.trasfondoinformativo.com)



JULIO ZENÓN FLORES: Licenciado en Comunicación, diplomado en mkt digital
articulista en la Jornada Guerrero y conductor de Trasfondoinformativo
zenon71@hotmail.com y whatsapp 7441365162

Comentarios