Bueno y ¿cómo arranca la cuarta transformación en Guerrero?


Por JULIO ZENÓN FLORES SALGADO

Una vez que el presidente de la cuarta transformación, Andrés Manuel López Obrador, tomó protesta, Guerrero comienza a vivir las señales del nuevo régimen.
Una de las novedades se gestó desde el pasado jueves con la licencia otorgada por el congreso local al diputado y presidente de la Junta de Coordinación Política (JUCOPO) del poder legislativo, Pablo Amilcar Sandoval Ballesteros, quien, aunque no se ha hecho oficial, al parecer será sustituido por el diputado de Morena, el calentano Servando de Jesús Salgado Guzmán.
Por supuesto que entre ambos mucha diferencia, para empezar el primero es parte de una familia históricamente de izquierda, desde el abuelo Pablo Sandoval Cruz, y más atrás, con formación familiar en el tema político y formación académica hasta en el extranjero y con importantes nexos directos con el presidente de México, a través de su hermana Irma Eréndira Sandoval, que es actualmente la Secretaria de la Función Pública, es decir, la encargada de aterrizar la política anticorrupción de la cuarta transformación a través de la vigilancia de las manos de todos los servidores públicos que manejan recursos federales, es decir, hasta estados y municipios incluidos.
El segundo dista mucho del primero, es un líder transportista que apenas en abril de 2016 dirigió un bloqueo carretero en la México Acapulco para exigir que dejaran de fumigar la amapola por parte de las autoridades encargadas de su destrucción para inhibir su producción y trasiego.
No hace mucho buscó la candidatura por la vía independiente a la alcaldía de Chilpancingo y si llegó a la cámara de diputados no fue por Morena, sino por el PES y por el PT, No se le conoce su formación académica ni su trayectoria de lucha en la izquierda, aunque en la práctica, de ser ungido él, sería un importante aliado del gobernador Héctor Astudillo Flores, quien paradójicamente en aquel bloqueo del 2016 había señalado la mano de cárteles de la droga y sin embargo, ahora es el principal impulsor de la legalización de esa flor de la cual se deriva la base de uno de los más caros y demandados estupefacientes por los viciosos de los Estados Unidos.
Paradójicamente si trabajaran de la mano, legislativo y ejecutivo de Guerrero sería más fácil avanzar en que no solo dejen de fumigar sino que se legalice el cultivo de esa bella flor púrpura, lo que representaría un gran detonante económico no solo para la región de la Sierra y de La Montaña, donde se sabe que se cultiva en grandes extensiones, sino para todo el estado por los impuestos que eso generaría.
Otra de las novedades tiene que ver precisamente con el papel de Sandoval Ballesteros, quien ya inició sus labores como delegado del gobierno federal en Guerrero este domingo cuando encabezó junto con el gobernador Astudillo Flores una conferencia de prensa para informar de la instalación de la Mesa de Coordinación Estatal para la Construcción de la Paz, aunque en ésta aún pesó la mano del gobernador en cuanto a convocatoria de medios de prensa, que debe irse modificando para incluir también aquellos que se han manejado de forma independiente al ejecutivo y que usualmente no somos invitados.
La tercera novedad está precisamente en el establecimiento de la Mesa de Coordinación Estatal para la Construcción de la Paz, que sustituye al antes llamado Grupo de Coordinación Guerrero, el cual tenía una visión básicamente de contención policiaco militar del crimen organizado, tarea en la que sin duda se puede hablar de un rotundo fracaso, precisamente por su cortedad de miras, mientras que ahora tendrá que incluir los ocho ejes rectores del planteamiento presidencial para lograr la pacificación; no sólo la contención, sino en primer lugar la prevención y no únicamente con fuerza de tarea militar y policiaca, sino con aproximación social y acciones de combate a la pobreza, las becas para los jóvenes Ninis y de desarrollo social y económico en las zonas deprimidas del Acapulco urbano y suburbano.
La cuarta novedad es derivada de esa reunión conferencia de prensa de este domingo, con la presentación de los primeros datos de lo que será para Guerrero la Guardía Nacional, que tendría en la entidad 7 coordinaciones, una de ellas en Acapulco, en donde resta saber si se construiría un cuartel especial o si funcionaría dentro de las instalaciones de la Marina o de la Defensa Nacional, aunque su jefe en Acapulco fuera, como lo dice el proyecto de AMLO, la autoridad civil de más alto rango en la zona, en este caso nada menos que Adela Román Ocampo, la presidenta municipal, quien tendría que sumar a las acciones de esa guardia, las de su propia policía municipal, hoy ya debidamente armada, al menos en su parte certificada, que suman unos 500 elementos uniformados.
Llama la atención que los primeros visos de la Cuarta transformación, luego de que López Obrador asumiera por fin el poder, en el caso de Guerrero sea precisamente la de mostrar al gobernador Astudillo y al delegado Sandoval juntos, y que la primera acción sea la instalación de la mesa para la Paz,
Esa es hoy su primer tarea asumida en la entidad; La construcción de paz (eso al menos indica el análisis del discurso hecho desde este artículo) que felizmente coincide con la actividad impulsada el último día de noviembre por la alcaldesa Román Ocampo, al traer a una conferencista sobre ese tema que habló sobre la necesidad de incluir a la sociedad y de construir una cultura para la paz.
Podemos hablar, en ese sentido, de que los tres poderes se están alineando, cosa que no ocurría hace muchos años, lo que permite augurar resultados positivos para las intenciones de esa mesa de coordinación.
Hay otro tema que ya empezó a caminar por la ruta de la Cuarta transformación en Guerrero y que instrumentó desde el Congreso el propio Amilcar Sandoval antes de irse, la austeridad en cuando a gastos oficiales no solo en salarios de la burocracia sino también en la compra de publicidad oficial, aunque en ese terreno todo está aún por avanzarse, estudiarse y concretarse, pues lo que ahí se legisle obligaría no sólo al Congreso sino también al gobierno estatal y los municipales a transparentar el uso de los recursos que antes se usaban de manera discrecional y porque la primera propuesta, al menos en relación a la publicidad oficial, ha resultado ser un mamotreto mal hecho, al que se ha tenido que enmendar la plana, debido al acelere de una legisladora, que supo detenerse a tiempo.
Hay muchos temas que profundizar a partir del inicio del nuevo régimen bautizado con suavidad como La Cuarta Transformación, en lo que pudiera, en términos más ortodoxos llamarse Revolución de Terciopelo o La Primavera Mexicana, que como hemos visto ya llegó y va en serio, avalada por 30 millones de votos.

zenon71@hotmail.com

xxx Trasfondo informativo. También en www.facebook.com/trasfondoinformativo y en @trasfondoin